26 mayo, 2016

“Salud más Ingeniería. Más Salud para la gente”

img_2501_27149943711_oCORTADA

De izquierda a derecha: Sergio Maturana, profesor del departamento de Ingeniería Industrial y de Sistemas UC; Gonzalo Grebe, Gerente General de Clínica Las Condes; Ángel Vargas, Gerente de Planificación y Control Estratégico de ACHS; Jorge Vera, director del departamento de Ingeniería Industrial y de Sistemas UC y director alterno del proyecto FONDEF; Dr. Carlos Altamirano, director del Hospital del Salvador; y Juan Carlos Ferrer, vicedecano de Ingeniería UC, profesor del departamento de Ingeniería Industrial y de Sistemas UC, y director del proyecto FONDEF.

Esta actividad se enmarcó bajo el proyecto FONDEF “Creación de modelos de programación de citas y periodicidad de exámenes en el diagnóstico de enfermedades en un sistema de salud público”, encabezado por el académico y vicedecano de Ingeniería UC, Juan Carlos Ferrer. Se desarrolló con el objeto de abordar reflexiones sobre la trascendencia de la optimización de procesos en los sistemas de salud pública y privada.

El proyecto de investigación, coordinado con el Hospital del Salvador, ha buscado desarrollar soluciones basadas en metodologías de investigación operacional para apoyar modelos de toma de decisiones en procesos hospitalarios.

El evento contempló charlas de los especialistas Alejandro Cataldo, Camila Ramos, Ignacio Lazo, Constanza Palma, Lorena Miralles, Max Andresen y Antoine Sauré. Además de un panel de expertos, moderados por el profesor Jorge Vera, director del departamento de Ingeniería Industrial y de Sistemas, que discutieron sobre el rol que tiene la ingeniería en la salud: Gonzalo Grebe, gerente general de Clínica Las Condes; José Luis Sanhueza, subdirector médico del Hospital del Salvador; y Ángel Vargas, gerente de planificación y control estratégico de la ACHS.

img_2506_27218985605_o img_2507_26943524890_o
img_2514_26943521930_o img_2527_26943522790_o

 

Sobre el proyecto FONDEF

Mantener altos estándares de salud de la población es una de las preocupaciones más importantes de muchos países ya que constituye uno de los caminos hacia el pleno desarrollo. El Estado de Chile, desde hace años, ha estado dedicando recursos para mejorar el desempeño del Sistema Público de Salud, tales como mejor infraestructura hospitalaria, becas médicas e implementación de mejoras tecnológicas, entre otras.

Hoy el Sistema de Salud Pública mantiene un gran número de pacientes que deben esperar mucho tiempo por una consulta médica, una hora de quirófano, un tratamiento médico (quimioterapia, radioterapia, diálisis) o un examen médico (radiografías, scanner, endoscopías). Estas situaciones críticas se han extendido también a problemas de congestión en los recintos hospitalarios, traslado de pacientes, aumento en los precios y otros factores.

Se reconoce que la alta complejidad inherente a los Sistemas de Salud es la principal dificultad para resolver adecuadamente los problemas antes mencionados. Esta complejidad se manifiesta de varias formas: gran cantidad de recursos involucrados, procesos complejos, distintos tipos de centros médicos entre los que se mueven los pacientes y, especialmente, gran incertidumbre sobre el uso de los recursos médicos ya que esto se ve afectado por prevalencias epidemiológicas, y movimientos de las personas, entre otras.

Sin embargo, y aún reconociendo esta complejidad, la experiencia internacional ha mostrado que la utilización de metodologías de Investigación Operacional consigue mejoras en el rendimiento de muchos procesos, haciendo un mejor uso de los recursos y, en definitiva, mejorando los estándares de atención en salud hacia la población.

En 2014, un grupo de académicos de la Escuela de Ingeniería de la Pontificia Universidad Católica de Chile, en conjunto con el Hospital del Salvador, inició un proyecto de investigación aplicada destinado a desarrollar algunas soluciones, basadas en metodologías de Investigación Operacional, para apoyar la toma de decisiones en algunos procesos hospitalarios. Este proyecto ha contado con el apoyo de la Comisión Nacional de Investigación Científica y Tecnológica, CONICYT, a través de su programa FONDEF.

El proyecto llevó adelante un amplio levantamiento de procesos y problemas en el hospital y desarrolló modelos de optimización para apoyar la asignación de citas médicas, agendamiento de tratamientos y uso de quirófanos, con el objetivo de facilitar el trabajo que las personas encargadas del hospital llevan adelante en esta asignación de recursos.

INFORMACIÓN PERIODÍSTICA Y FOTOS

Comunicaciones Ingeniería 2030